Facebook  Twitter    YouTube

La vida fraterna

COMPAÑÍA DE MARÍA
La vida en comunidad en función del servicio

 

Luz Uribe, odn

La Provincia del Pacífico está constituida por Grupos Comunitarios orientados por una Superiora Local.

Comunidades apostólicas, para quienes “estar reunidas en el nombre del Señor, se expresa, sobre todo, por la unión de corazones, a fin de hacer creíble el mensaje que anunciamos”. (Constituciones ART XIII, 1)

“Cada Comunidad concreta las características del Instituto en un Proyecto Comunitario Apostólico, que determina los rasgos propios y el estilo de vida de la Compañía”.

“El Proyecto indica la organización del tiempo, de acuerdo con las exigencias de la vida de Oración, la Misión, la Vida Comunitaria y el trabajo. (ART. XIII,12)

“La experiencia personal de oración, nos da un conocimiento interno de la persona de Jesús y su proyecto salvífico y nos conduce a ser contemplativas en la acción”. (ART IV,1)

La Vida Fraterna es alimentada por la Palabra, la oración personal, la Liturgia, celebrada en los Sacramentos.

Tiene su ritmo diario en la oración personal y comunitaria; mensual, en el Retiro que se realiza a partir de una guía elaborada por una de las religiosas de la Provincia, en una secuencia con los temas elegidos: Nuestra Señora, Espiritualidad Ignaciana, La Persona de Santa Juana, el Carisma, el Sínodo, entre otros.

Conscientes de que somos Comunidad para una Misión en la Iglesia, nuestro FIN es consagrarnos, con todas las fuerzas, al anuncio del Reino, en cualquier parte del mundo donde se espera un mayor servicio de Dios y bien de las personas, especialmente la juventud, la mujer, la familia y los pobres. (ART. II, 1)

 

Compañía de María © 2017 | by Webpyme